Apoyamos la mejora de la salud materno-infantil en Senegal

El proyecto beneficiará a 3.000 mujeres de forma directa.

Manos Unidas facilita atención relacionada con la maternidad a mujeres que no pueden desplazarse a centros sanitarios en Suelle, una zona rural al sur de Senegal, en la región de Casamance.

La insuficiencia de infraestructuras sanitarias y la mala comunicación dificultan que las mujeres que viven alejadas de los centros sanitarios puedan obtener atención y seguimiento médico de su embarazo. Los caminos son arenosos, los traslados se realizan a pie o en moto en la mayoría de los casos. El transporte en malas condiciones puede representar un peligro para la madre y el feto.

La iniciativa surgió a raíz de de la petición de la Asociación para el Desarrollo de Talloum. La Fundación Mundes Irazola Moracho destinó la totalidad de sus recursos económicos a la construcción en 2003 de una maternidad en Talloum y a la puesta en marcha de un Programa de salud materno-infantil. 

Con este proyecto se pretende acercar la salud obstétrica a las mujeres embarazadas que viven más alejadas y tienen mayores dificultades de desplazamiento, a través de la compra de un ecógrafo portátil que permita realizar el control correcto del embarazo.

Manos Unidas colaborará con la compra de un ecógrafo portátil y con los sueldos del conductor de la ambulancia y de la comadrona de la comadrona técnico en obstetricia que manipulará el ecógrafo. El aporte local consiste en el 12% del proyecto con gastos de funcionamiento como combustible y mantenimiento de la ambulancia. 

Perquè Mans Unides pugui dur a terme projectes com aquest.

Dóna

També et pot interessar

Subscriu-te a la newsletter

Informar-se és el primer pas per actuar.

Subscriu-te