MEJORA EN LA RESILIENCIA DE 600 FAMILIAS DE CAMPESINOS

Se trata de establecer un plan de acción de ayuda a 450 nuevos agricultores, que no tengan sembrados más de cinco acres de tierra.El proyecto contempla la compra de semillas (maíz, soja, judías, cacahuete) y fertilizantes, su distribución, la capacitación de los campesinos, la construcción de dos almacenes, la creación de un fondo rotativo, la compra de las cosechas, la venta de las mismas y el seguimiento del proyecto

Perquè Mans Unides pugui dur a terme projectes com aquest.

Dóna

També et pot interessar

Subscriu-te a la newsletter

Informar-se és el primer pas per actuar.

Subscriu-te